domingo, 10 de diciembre de 2017

9857 mi puerta de entrada al mundo paralelo,

Aunque sólo sea subir un piso y andar veinte metros, pero aquel lugar esta protegido por los poderosos invisibles, es mi puerta de entrada al mundo paralelo, ahí no hay caballos salvajes ni ritmos circadianos, sólo mi fantasía y poco más, al ser chico esta mucho más controlado y vigilado, es muy fácil de defender, por eso fue construido así.

9856 regresar a puerto seguro,

Ya estoy apunto de emigrar, regresar a puerto seguro, como se nota a nivel psíquico, es realmente reconfortante, me imagino cuando después de las largas travesías, en los principios de la Edad Moderna, entraban en el puerto de destino, podían fondear al abrigo de las bastiones defensivos, algo parecido, pero en el otro lado.

9855 el páramo interminable

Seguimos atravesando el páramo interminable, no se ve en el horizonte el fin, encima en el campo psíquico donde los ojos nuestros no valen para nada, como para no desesperarse, pero semejante término no esta aceptado, no queda más remedio que resistir, hasta que las cosas empiecen a cambiar, es un juego muy especial, participas sin tener ni idea de las reglas, sólo puedes saber lo que no puedes hacer.

9854 la de resaca a base de miel;

Las horas confortables de la tarde, casi en silencio apenas las voces en coreano, de las series a las que se ha aficionado mi chica, de ahí saca hasta recetas de cocina, como la de resaca a base de miel;  que ya han pasado a ser como ruido de fondo habitual, como el ruido de mi teclear, a este de vez en cuando le salen quejas, es menos armonioso.

9853 los canes, ladrando con los críos,

Lo que faltaba al escenario de la nieve, los perros, el vecino tiene dos y bien grandes, de los que espantan a los carteros, nos dejan a nosotros todos los paquetes aunque estén en casa, no quieren ni oír a los canes, ladrando con los críos, de postal navideña, eso que ya no se lleva ya por aquí.

Llegue atener una colección que aún conservo, no se donde, de cientos de tarjetas.

9852 los niños con chapas coloradas en las mejillas

La primera nevada en años, esperemos que el próximo cumpla el pronóstico, año de nieves,  año de bienes, ya era hora que viniera uno un poco mejor, de vacas flacas estamos un poco hartos.
Vecinos con críos chicos haciendo su muñeco en la acera, los niños con chapas coloradas en las mejillas, pero felices, mañana acatarrados, ley de vida.

Te anima oír las risas.

9851 Tal vez proceda de toma y dame acá por apócope,

Buscando su significado, la RAE no lo acepta. 
Equivale a pago al contado, no se fía.
Tal vez proceda  de toma y dame a  por apócope, o del,  Tit for tat en su expresión original en inglés.
O sea que no está claro que tenga un origen cristiano.

Encima usando anglicismos, el colmo.

9850 Toma y daca,

Toma y daca, así funciona el mundo, nunca sabes que es lo que los demás valoran más, de lo que tu tienes, lo normal seria lo que te ha costado más conseguir, pero no es así, los criterios cambín mucho de unos a otros, lo que a ti te fue dado casi por añadidura, sin buscarlo siquiera a ellos les fue negado, eso no tiene una explicación fácil ni convincente, el mundo es así, eso lo hace a veces, pocas, más divertido.

9849 lo propio de lo ajeno.

Oír hablar a los demás y analizar con lupa lo que oyes, sin intervenir en la conversación, a veces da para reírse o llorar según el ánimo del que estés, pero sobre todo para reflexionar sobre lo que cada uno piensa de si mismo.

Nadie o casi, es ecuánime, eso es de lo más raro, todos juzgan con criterios bien diferentes lo propio de lo ajeno.

9848 Dice el manipulador al manipulado, que manipulador eres,

Dice el manipulador al manipulado, que manipulador eres, un trabalenguas bien cierto y que ocurre a diario, y encima él que lo dice no es consciente de que lo es, y yo me lo creo, la gente a veces es de un poco autocrítica que asusta, y no es por ignorante, si no porque no asume en ella lo que considera anómalo en los otros humanos, tan imperfectos ellos.

9847 hay de quien ose meterse con ellas

Me parece a mi que soy el menos rutinario de mi entorno, nunca me había fijado en las de los demás, encima te exigen que te pliegues a las suyas como si fueran lo más natural del mundo, para ellos son sus sanas costumbres adquiridas con el paso del tiempo, hay de quien ose meterse con ellas, blasfemo y sacrílego como poco.

9857 mi puerta de entrada al mundo paralelo,

Aunque sólo sea subir un piso y andar veinte metros, pero aquel lugar esta protegido por los poderosos invisibles, es mi puerta de entrada ...